"es difÍcil cruzar un puente sin saber que te espera al otro lado pero creo en tí y sé que puedes lograrlo"

(Mónica Latasa)

Desde que tengo uso de razón, mi vocación estaba destinada a la enseñanza. Colocaba a mis muñecos en filas, les evaluaba  y les enseñaba contenidos en mi pizarra.

Estudié magisterio con la idea de ejercer dicha profesión pero tras una crisis personal, me di cuenta que no estaba viviendo la vida que realmente me correspondía vivir. Aquella que realmente me daría la felicidad plena.

 

En una búsqueda incansable por encontrarme conmigo misma, me encontré con una abundancia mayor que nunca habría podido imaginar; el saber apreciar, valorar y saborear el enorme regalo que es VIVIR.

Solo por esto, mereció la pena todo el trabajo, el sufrimiento, las inseguridades, los miedos y las angustias que tuve que atravesar para cruzar un puente que nadie me aseguraba que fuese a ser fijo, estable o seguro ni que fuese a encontrar algo bueno al final de él.

Con fe, confianza y escucha personal decidí agarrarme a todo eso que me bloqueaba y cruzarlo sin mirar atrás.

He transformado mi vida desde dentro comprobando el reflejo que ello tiene en mi exterior. Ha sido un trabajo de años que aún no ha terminado, pero ha sido el mejor tiempo invertido que jamás habría podido realizar hasta la fecha. 

¿POR QUÉ ESTE CAMBIO ? TE PREGUNTARÁS

Enseñar matemáticas, lengua o inglés; no me inspiraba. Sentía que de poco me serviría formar a personas en estos conocimientos si después no iban a saber quererse, amarse, tener relaciones saludables con su entorno, desenvolverse en la vida, gestionar sus

emociones y lograr potenciar todo su interior. Fue entonces cuando la psicología entró en mi vida.

Primero, a través del coaching deportivo.

La gimnasia rítmica era mi pasión y tras estar trabajando como entrenadora  me di cuenta que había muchas cosas que se escapaban de mis manos. La gimnasta que más entrenaba, competía fatal y la que menos ¿Obtenía buenos resultados? Estaba claro que no estaba prestando atención a algún aspecto clave.

Introduciéndome poco a poco en el trabajo mental, descubrí cuan importante era entender nuestra mente y sobre todo, saber usarla adecuadamente porque en ella, reside todo nuestro poder.

Este gran descubrimiento me abrió la mirada hacia una profesión que jamás había contemplado pero que parecía que mi brújula interior me animaba a perseguir, la psicología.  Realizando ese cambio de rumbo, decidí apostar por todo ello.

 

A día de hoy, mi mayor motor de motivación es el trabajo que llevo a cabo para seguir ampliando mis conocimientos en este sector y acompañar a las personas que lo deseen a que como yo en su día, logren: encontrarse consigo mismas, superar obstáculos que se les presente en su día y aprender a disfrutar de cada instante que les regale la vida.

"TRabajar Con PaSión, pUede SerVir de InsPiración a Otros"

¿QUIERES SABER SOBRE MI MARCA PERSONAL?

Las mariposas han sido siempre un animal que han representado cambio y transformación. Frases del tipo: " Y justo cuando la oruga se pensó que era su final, se transformó en mariposa"; han servido de inspiración a muchas personas que estaban pasando por momentos difíciles donde las fuerzas les flaqueaban. 

Además, la palabra psicología proveniente del griego "psique" en su origen significaba "mariposa". La letra griega "psi" Ψ es una mariposa estilizada si se le agregan las alas a ambos lados. Posteriormente la palabra "psique" paso a significar "aliento", "ánimo" (alma) reflejando con esto el principio de la vida. 

En mi experiencia personal muchas veces me he sentido oruga pensando que jamás lograría transformarme en mariposa y muchas otras he podido disfrutar del aleteo de mis alas volando libremente y retomando de nuevo fuerzas y aliento para seguir adelante. 

La carrera de la vida es dura en muchos momentos y complicada en otros, pero también esconde momentos maravillosos que hay que saber apreciar. 

En mi marca personal quería que la mariposa fuera el símbolo por excelencia así como la letra griega psi, el problema era el espacio y la organización de los elementos. Finalmente quisimos dar unos simples retoques que generasen un aire elegante y limpio a la marca personal y por ello las letras que componen mi nombre acaban en pequeños puntos recordando a las antenas de las mariposas. De ahí la pequeña antena que puede apreciarse en el símbolo abreviado que hace además referencia al acento de mi nombre. 

Es una marca personal que se encuentra enmarcada por una serie de valores sobre los que se rige y compromete para que, mediante la  proporción de herramientas y estrategias, cada persona que decida dejarse ayudar, consiga afrontar y superar sus dificultades y problemas.

  1. Exclusividad: Cada caso es único. Cada persona ha vivido, se ha criado y educado en ambientes distintos  y como tal,es necesario llevar a cabo un proceso individualizado y adaptado a las necesidades de cada individuo.

  2. Respeto: Como consecuencia de esa exclusividad, se respeta por tanto los ritmos y el tiempo que cada proceso necesite para lograr el equilibrio y la solución a la necesidad expuesta.

  3. Educación: Ofrecer una  educación sobre uno mismo que permita informarse y conocerse mejor es fundamental para lograr superarse. Para ello, se  lleva a cabo una  escucha activa y consciente  y la atención plena puesta en cada caso. 

  4. Compromiso: Cada individuo pone mucho de sí mismo en cada proceso, por lo tanto, el compromiso que se guarda hacia el trabajo que se está desarrollando es primordial. 

  5. Pasión: La pasión es lo que moviliza  el cambio y la mejora. Siempre se apostará por este valor para seguir avanzando en la búsqueda y ofrecimiento de los mejores tratamientos encaminados a cada caso particular.  

  6. Autonomía: Ser guía de la otra persona, ofrecerle los recursos necesarios y darle la seguridad y confianza para que de forma autónoma, consiga llevar el control de mandos de su vida. 

  7. Acción: Todo lo trabajado mentalmente deberá llevarse a cabo en una práctica real y vivencial cuando el individuo se encuentre preparado para ello. Se le animará a superar retos y a afrontar nuevos desafíos que le ayuden a salir adelante comprobando los resultados en la realidad. Siempre amparado por la ayuda terapéutica hasta que se logre la superación total del mismo. 

LOS VALORES QUE REPRESENTA

ContactO

Madrid, España

​​Teléfono: 637-63-98-09